El refuerzo positivo adiestrando un Bodeguero Andaluz

858

La técnica del refuerzo positivo es fundamental si queremos que nuestro Ratonero Bodeguero Andaluz aprenda correctamente los trucos o ejercicios que intentemos enseñarle. Es la técnica más utilizada en todo el mundo por adiestradores profesionales.

Si por un momento has pensado que regañando a tu perro el comprenderá que lo hizo mal, estás realmente equivocado. Los perros no tienen capacidad de razonar, sin embargo tienen una memoria esplendida.

¿En qué consiste el refuerzo positivo?

Cómo su propio nombre indica esta técnica consiste en estimular positivamente a nuestro Bodeguero Andaluz cuando haga algo bien, darle un premio cómo una galleta o chuche para perros y felicitarlo enérgicamente.

Por contra, cuando nuestro Ratonero Bodeguero haga algo mal, no debemos reñirle ni castigarle, simplemente ignorarlo. El castigo, los gritos o el daño físico solo crearán traumas en nuestro perro, debemos evitarlos por completo.

El perro comprenderá que cuando hace algo bien recibe un premio, y que cuando hace algo mal pasamos de el. Rápidamente intentará hacerlo bien para conseguir un premio, porque todos sabemos que su debilidad es la comida.

¿Cómo aplicar el refuerzo positivo en nuestro Ratonero Bodeguero Andaluz?

Es muy sencillo y además podemos aplicarlo en todos los ámbitos del perro, no solo cuando estemos entrenándolo sino también cuando haga sus necesidades fuera de casa o se porte bien.

entrenando un bodeguero andaluz

Supongamos que estamos enseñando a nuestro perro a sentarse, cuando haga bien el ejercicio le daremos un premio (comida) y le felicitaremos con mucha energía, el debe comprender que estamos muy contentos.

Si por contra no obedece nuestra orden y no se sienta, simplemente le ignoraremos, esperaremos un poco y repetiremos nuevamente el ejercicio. Es todo cuestión de tener paciencia y estimular al perro cuando lo haga bien.

¿Cuanto tarda un perro Bodeguero en aprender con esta técnica?

Todo depende de las capacidades del perro y de las tuyas propias cómo adiestrador, no todo el mundo sirve para educar perros. A niveles generales los perros tardan entre cinco y diez días en memorizar bien un ejercicio.

Obviamente debemos trabajar en la educación a diario repitiendo los ejercicios todos los días, varias veces cada día. Ellos aprenden por repetición, así que debemos tener mucha paciencia y tomarlo cómo un juego.

Si tu Ratonero no aprende bien, no le culpes porque probablemente seas tu quien no le está enseñando correctamente, el don de saber educar a un perro no es algo que todo el mundo posea.

Y obviamente, cuanto más complejo sea el ejercicio a realizar, más tiempo tardará nuestro Ratonero en aprenderlo, es pura lógica.